PUC

MAR PÉREZ, DIRECTORA DE EDUCACIÓN, INGENIERÍA PUC:

“Sólo si digitalizas tu información curricular y los logros de tus estudiantes, puedes tomar decisiones informadas sobre cómo mejorar tus planes de estudio”.
Digitalizar toda la información de su gestión curricular e identificar aquellos puntos en que no se estaban logrando los objetivos esperados fueron acciones clave para lograr su objetivo.

Según el ranking QS, la Pontificia Universidad Católica de Chile es la número 1 en Latinoamérica según el ranking QS y su Escuela de Ingeniería ocupa el puesto número 32 a nivel global. Con 125 años de historia, alberga a cerca de 5.500 estudiantes y más de 170 docentes, entre sus programas de pregrado, postítulo, magister y doctorado.

Con el objetivo de visibilizar a nivel internacional la calidad de sus programas, en 2018 la Escuela de Ingeniería decidió acreditarse con la prestigiosa agencia ABET, una organización no gubernamental y sin fines de lucro, reconocida por el Consejo de Acreditación de Educación Superior de los Estados Unidos, que se especializa en programas de ciencias aplicadas y ciencias naturales, informática e ingeniería.

La acreditación ABET es voluntaria y hasta la fecha más de 4,307 programas en más de 846 instituciones de Educación Superior alrededor del mundo la han recibido, con el fin de demostrar que sus programas cumplen con los mejores estándares de calidad de la profesión para la cual se prepara a los estudiantes.

El Desafío

Una de las exigencias de la acreditación ABET es la medición constante de los resultados de aprendizaje de los estudiantes durante su proceso formativo. Para cumplir con ello, la Escuela de Ingeniería requería recolectar datos de manera continua y, por otra parte, convertir dichos datos en evidencia relevante sobre los resultados obtenidos por los alumnos.

Para demostrar la calidad de sus cursos y de la formación de sus estudiantes, se requería levantar evidencia del desempeño de los estudiantes y relacionarla con información detallada del currículo, los programas de curso y sus correspondientes sílabus. En concreto, la Escuela de Ingeniería requería hacer un seguimiento sobre los logros observados de competencias y contar con una herramienta o procedimiento que le permitiera visualizar dicha información y utilizara para orientar el mejoramiento de sus programas educativos, en sus diferentes niveles (macro, meso y, micro curricular).

Para lograr lo anterior, uno de los desafíos principales que tenía la escuela era digitalizar todo el proceso de gestión. “En un principio hacíamos toda nuestra gestión de modo manual. Al inicio del curso hacíamos talleres con los profesores, donde completaban en papel la matriz de competencias, para que luego nosotros pasáramos ese registro en Excel”, explica Mar Pérez, Directora de Educación de la Escuela de Ingeniería.

En suma, el proceso de documentación de los cursos era costoso y no había un solo lugar donde pudiese consultarse la descripción de sus programas, por lo que lo que la Escuela necesitaba levantar información, ordenarla y hacerla visible de manera coherente y armónica para luego presentarla a ABET. Fue para esta tarea que decidieron implementar uAssessment, la solución de gestión curricular de uPlanner.

Trabajo Realizado

Con la implementación de la solución uAssessment la Escuela de Ingeniería fue capaz de construir un repositorio con documentos e información de los cursos con foco en logro de competencias que, además de consolidar la información en un solo lugar, informa sobre aquellos ámbitos donde no se están logrando los objetivos esperados y que, por lo tanto, requieren mejoras. A este repositorio de información pueden acceder estudiantes, docentes y ayudantes, permitiendo que todos ellos puedan monitorear la ejecución de los planes de estudio.

Junto a esto, uAssessment generó un sistema de reporte de notas de estudiantes en aquellas instancias de evaluación que estaban vinculadas con las competencias de egreso, lo que permitió, por un lado, ir generando evidencia para la acreditación, y por otro, aportar pruebas que sirvieran para debatir con los docentes respecto al rendimiento de sus estudiantes.

La Escuela de Ingeniería tenía que hacer un seguimiento de los logros de competencias y contar con una herramienta que aportara esa evidencia para la toma de decisiones sobre mejoramientos curriculares.

Los Resultados

  • Con toda la información que lograron levantar y organizar con uAssessment

    la Escuela de Ingeniería PUC pudo unificar criterios para la construcción de sus programas del curso, alineando de mejor manera los objetivos de los cursos con el perfil de egreso a la luz de los resultados de sus estudiantes. Además, les permitió presentar la información de ABET de manera ordenada y coherente, logrando su acreditación.

  • Además de ayudar a conseguir la acreditación ABET

    uAssessment le permitió a la Escuela de Ingeniería tener una mejor perspectiva general sobre su desempeño. “Si tu no digitalizas la información y no la procesas de manera formal, regulada o estándar, no puedes hacer comparaciones con años anteriores. Esta herramienta no solo facilita y agiliza los procesos, si no que nos permite tener perspectiva de años anteriores y años futuros, y tomar decisiones mucho más informadas”, explica Mar Pérez.

  • Por último

    la utilización de uAssessment logró disminuir la carga de trabajo para el personal que recolecta la evidencia para el proceso de acreditación, lo que mejoró la aceptación de docentes y estudiantes para este tipo de procesos que suelen ser muy tediosos y exigentes.